Mary Barra, la directora general de GM, dijo que fabricar ventiladores cambió la cultura de la empresa

GM tiene el objetivo de vender únicamente vehículos eléctricos para 2035.

Foto:
MANDEL NGAN / Getty Images

Mary Barra, la consejera delegada de General Motors, dijo el jueves que el fabricante de automóviles aprendió una valiosa lección el año pasado cuando intervino para impulsar la producción de emergencia de respiradores para tratar a los pacientes gravemente enfermos del COVID-19.

La empresa pudo ayudar a un pequeño fabricante de respiradores a impulsar la producción en escala en menos de un mes. Eso dio a GM la confianza de poder acelerar otras tareas, como la de sacar al mercado vehículos eléctricos con mayor rapidez, dijo Barra.

“Hacer el proyecto de los ventiladores supuso un cambio de juego desde la perspectiva de General Motors, desde una perspectiva de cambio de cultura”, dijo Barra en una amplia conversación con miembros de la Asociación de Prensa de Automoción de Detroit.

Barra dijo que en el pasado, el equipo directivo de GM se habría resistido cuando se le dijo que tenía que ayudar a una empresa que fabricaba 250 ventiladores al mes a acelerar la producción hasta 30,000 en solo 150 días.

En cambio, los empleados abordaron el problema como si sus seres queridos pudieran necesitar los respiradores y lograron el objetivo, dijo Barra. Aun así, la compañía fue acusada por el ex presidente Donald Trump de moverse con demasiada lentitud.

En marzo del año pasado, GM puso a cientos de trabajadores en el proyecto para ayudar a Ventec Life Systems, que se localiza en área de Seattle, a aumentar su producción en un momento en que se temía que el país se quedara sin los respiradores.

Para lograr su objetivo GM aportó capital y reconvirtió una fábrica de electrónica en Indiana para ayudar a fabricar los respiradores a una gran velocidad.

Barra dijo que la empresa ahora utiliza el mismo enfoque para producir sus propios vehículos eléctricos, el software y los sistemas de asistencia al conductor.

Lecciones aprendidas

GM anunció sus planes de construir cuatro fábricas de baterías en Norteamérica, una de ellas estará ubicada en Lordstown, Ohio, y Spring Hill, Tennessee.

Barra también dijo que es mucho más difícil fabricar automóviles eléctricos para un mercado más amplio que vender vehículos de lujo a solo una porción de compradores.

También aclaró que las acciones de la compañía están infravaloradas si se comparan con Tesla, Rivian y Lucid Motors que son empresas nuevas y con grandes valoraciones de mercado que se centran de manera exclusiva en los vehículos eléctricos. 

Barra también informó que no cree que la compañía volverá a tener enormes stocks de vehículos con los concesionarios ahora que ha superado la escasez mundial de chips informáticos.

General Motors también anunció un acuerdo para suministrar metales de tierras raras e iones para los motores de vehículos eléctricos en una fábrica que será construida en Fort Worth, Texas en 2023.

GM tiene el objetivo de vender únicamente vehículos eléctricos para 2035 por lo que los movimientos se producen en un momento en que los fabricantes de automóviles se esfuerzan por conseguir piezas para lo que se espera que sea el cambio drástico de los motores de combustión interna a la energía eléctrica de cero emisiones durante los próximos 10 años

Te podrá interesar:

We would like to thank the author of this short article for this remarkable material

Mary Barra, la directora general de GM, dijo que fabricar ventiladores cambió la cultura de la empresa

Cool N Spicy